Vender o participar, esa es la cuestión

12 noviembre, 2014   I   by Felipe Beltrán Hernández

Ahora que el emprendimiento se puso de moda y que el Estado está realizando importantes esfuerzos por estimular la creación de nuevas empresas, han comenzado a aparecer números concursos para emprendedores que animan a las personas a presentar su idea con el objetivo de ser evaluada por expertos y determinen el nivel de innovación y la viabilidad de la misma.

Estos concursos que generalmente tienen un premio económico o algún tipo de apoyo a la iniciativa ganadora, pretenden encontrar empresas dinámicas e innovadoras con potencial de ser gacelas en los mercados internacionales y que ofrezcan retornos a la inversión. Un tema suficientemente atractivo para los ahora también famosos, pero desconocidos inversionistas ángel en Colombia.

Es así como cientos de emprendedores principiantes, se animan a participar en estos concursos de emprendimiento, con la esperanza, que algún “evaluador experto” valide su idea y le dé luz verde a su sueño de ser empresario. Sin embargo, son muchos los que al presentarse con su iniciativa son descalificados, rechazados e incluso cuestionados por su “bajo nivel de innovación”, lo que para los que no son realmente emprendedores se convierte en el fin de su carrera como empresarios.

– Con esto no quiero decir que se acaben los concursos, he sido evaluador en algunos y creo valiosa la oportunidad de poner a prueba la idea y al emprendedor –

Por otro lado, los concursos se convierten en una extraordinaria oportunidad de conocer nuevas y valiosas personas que siempre aportan en el proceso de consolidación de la iniciativa emprendedora. No obstante, quiero llamar la atención de los emprendedores, en cuanto que no podemos convertirnos en caza concursos, esperando que los mismos ratifiquen nuestro negocio y nos generen la confianza y los ingresos necesarios para la puesta en marcha y sostenimiento del negocio, pues hoy veo con preocupación emprendedores ganadores de varias convocatorias que no logran salir al mercado y vender finalmente su producto o servicio, así que no olvides que:

-El mejor concurso es el mercado, los mejores evaluadores son los clientes y el mejor premio es la compra – FBH

  • Share

Leave Your Comment